🌎 Actualidad

7 razones por las que no podrás OLVIDAR a tu perro

Han pasado tres años, pero apenas hace unas semanas pude sacar la vieja cama de mi perro de donde está guaradad y mirarla sin llorar. Otis no solo era un perro, era un amigo, un compañero de ejercicios,mi primer bebé y mi temerario protector. Durante nuestros 14 años juntos, Otis estuvo a mi lado durante el nacimiento de mis dos hijas, cinco mudanzas, infestación de tarántulas y un sinfín de malos cortes de cabello, que soportó sin quejarse una sola vez.

No me sorprende que su muerte haya dejado un hueco tan inmenso en mi corazón. Cualquier que haya perdido a una mascota sabe cómo se siente, y muchos pueden entender que esta pérdida puede ser tan grave como la de un amigo cercano o un familiar. A continuación te contamos por qué no olvidarás a un perrito leal:

1. Puede que sea más cercano que algunos miembros de tu familia.

Un estudio de 1988, publicado en el Journal of Mental Health Counseling le pidió a varios dueños de perros que crearan un diagrama familiar, colocando a cada miembro de la familia y mascota en un círculo cuya proximidad representara la fuerza del vínculo que los une. Los participantes suelen colocar a sus perros tan o más cerca que los miembros de su familia. El 38% de los casos, el perro fue el más cercano.

2. Su mundo gira alrededor de ti y de tu felicidad.

Si existe algo que tu perro ama más que masticar sus juguetes, las hamburguesas o perseguir ardillas, eres tú. Su mundo gira alrededor de ti y por eso hará lo que sea para hacerte feliz. No hay otro ser en este mundo que te dará amor incondicional como un perro lo hará.

3. Tu perro sabe aliviar tu estrés.

Un estudio publicado en Frontiers in Psychology ha encontrado que el contacto con mascotas puede ayudar a reducir el estrés al disminuir el nivel de hormonas de estrés, calmando el ritmo cardíaco e incrementando la sensación de felicidad. Perder una mascota es como perder un amigo, un consejero y un instructor de yoga, todo a la vez.

Wisut/Shutterstock
Wisut/Shutterstock

4. Las mascotas aprecian todo lo que haces, sea grande o pequeño.

Al final de un día promedio, habré cocinado, limpiado, hecho diligencias, trabajado, llevado a los niños a la escuela y los habré buscado después, pagado mis cuentas, trabajado un poco más, lavardo ropa y quién sabe cuántas cosas mas. Aún así, mis dos perros, Henry y Honey, parecen estar muy felices por el esfuerzo que hago, sin importar lo pequeño que sea, para mantenerlos felices y alimentados. Es fácil sentirse como un superhéroe cuando ves el amor en los ojos de tu perrito reflejado en ti.

Resultado de imagen para perro despidiendose de su amo

5. Tu perro te entiende.

Honey, mi energética compañera de carreras, sabe bien cuándo es hora de pasear, incluso antes de buscar mis zapatos. Henry sabe cuándo es hora de jugar y ver una película en el sofá con palomitas de maíz. No solo entienden nuestro estado de ánimo, pues nuevas investigaciones demuestran que tu perro probablemente entiende mucho de lo que dices, incluyendo el tono que usas para hablar.

6. Son leales hasta el final.

A pesar de todos días positivos que tuvimos, también pasamos un par de momentos problemáticos, sin embargo Otis jamás me juzgó durante los días que olvidé darle de comida tanto a él como a mí misma, o cuando caminé por la casa como un zombi mientras cuidaba a mi nueva bebé. No se quejó cuando tuvo que entrar en la mitad de la camioneta de dos asientos cuando nos mudamos al otro lado del país.

Me perdonó todas las veces que no fuimos a pasear y las malas palabras cuando no supe administrar mi tiempo para manejar todo lo que implica cuidar una familia en crecimiento.

Siempre que lo necesité, él estuvo ahí, sin fallar una sola vez. Fue Otis quien se sentó a mi lado mientras mi bebé con cólicos me mantuvo despierta tantas noches. Cuando las Torres Gemelas se depslomaron en pedazos, lloré en silencio abrazada con él. Cuando un amigo cercano perdió a su hijo por un cáncer, Otis caminó conmigo alrededor del vecindario mientras yo pensaba en el significado de la vida.

Resultado de imagen para perro despidiendose de su amo

7. Incluso si tu perro ya no está contigo, quiere consolarte.

Tu perro no querría que estuvieras triste, incluso si tu tristeza se debe a perderlo.

Shai Getzoff, un estudiante de animación, capturó este sentimiento perfectamente en un corto llamado “6 Feet”.

“Esta historia se basa en mi amada perra, que falleció en abril”, comentó Getzoff en las notas del filme. “Pasamos 15 años maravillosos juntos. Cuando falleció, me costó acostumbrarme a mi vida sin ella. Sentía que siempre estaba conmigo, cuando en realidad ella ya no estaba ahí. Esto, para mí, es una manera de decir adiós”.

Toma tus pañuelos y mira el video.

Fuente