Noticias

Conmovedora Campaña Contra El Abandono Animal

Es lamentable la cantidad de animales que son abandonados por sus dueños. Quizás porque resultaron más grandes de lo que esperaban, porque son traviesos o porque simplemente se cansaron de tener una mascota. Sin embargo, los peluditos no logran entender que la persona en quien confiaban haya decidido dejarlos atrás.

Ver video 👇

Sin duda, el abandono es una forma de maltrato animal, no sólo porque les tocará enfrentarse a las terribles dificultades de la calle, sino también porque sufren al no volver a ver a sus amados humanos. Con el propósito de crear consciencia sobre el abandono, la organización 30 milion de amis publicó un conmovedor vídeo.

Al principio de la historia podemos ver a un hombre gravemente herido en una sala de hospital, junto a su esposa y su preocupado perro quien muestra una expresión de tristeza y temor por la salud de su dueño. Cuando el hombre comienza a despertar el perro salta con alegría.

Luego, el vídeo nos va contando como sucedieron los eventos que llevaron hasta es punto, el perrito corriendo junto a la camilla en su ingreso al hospital, el hombre siendo trasladado a una ambulancia con el perro a su lado. El asustado canino sacando al hombre de debajo de su auto que se ha volcado.

Durante todo momento, podemos ver el amor y fidelidad que el peludo siente por su dueño, al mostrarse preocupado y dispuesto ayudarle. El accidente se produjo por la distracción del hombre cuando descubrió que el perro lo perseguía por la carretera, al distraerse de la vía perdió el control del vehículo y se estrelló.

Toda la historia es sumamente conmovedora, sin embargo el inesperado final, o más bien inicio de todo, te romperá el corazón. En la última escena, vemos al hombre abandonado al canino en un apartado lugar, en medio del bosque. Sin embargo, el peludo se negó a aceptar su abandono y comenzó a seguirlo.

A pesar de que el hombre había decidido sacar al perro de su vida, el canino en su inocente y fiel amor, no abandonaría jamás a su querido humano.

Fuente