Noticias

Conoce A Kalú, El Perro Al Que Le Creció Una Segunda Cara Después De Su Rescate

Por fortuna para algunos peluditos, aún hay ángeles en la tierra que se preocupan por ayudarlos cuando más lo necesitan. Así fue el caso de Kalú un perro que había perdido parte de su cara, luego de que alguien lo dejara en un agujero para morir, pero alguien lo encontró y desde ese día su vida cambió.

Los voluntarios de la ONG Animal Aid Unlimited de India, encontraron a “Kalu” abandonado en el interior de un agujero, en una obra de construcción. Fue entonces cuando decidieron que no se detendrían hasta ayudarlo a sanar sus heridas físicas y del corazón.

Se cree que el perrito llegó a ese lugar para morir, la grave herida de su rostro estaba muy infectada y llena de gusanos que se lo comían vivo, explican desde esta asociación.

La impresión que le causaba a muchos es que parecía como si una bomba le hubiera estallado en la frente literalmente. Tras sacarlo del agujero, lo llevaron al santuario de Animal Aid, donde pensaron que por su grave estado de salud, practicarle la eutanasia era la mejor decisión. Pero ese no era el final de este pequeño;  cuando Kalu estaba en la mesa de examen, algo lo impulso para demostrar que aún no había perdido la batalla por sobrevivir, fue justo cuando sus rescatistas entendieron que debían darle una oportunidad de vivir.

Fue entonces cuando iniciaron como ellos mismos describe, “la herida más desgarradora que habíamos visto”; así que le rociaron un polvo en la herida que mató a los gusanos y le suministraron líquidos por vía intravenosa mientras esperaban que los el medicamento surtiera efecto.

Unas horas más tarde sedaron a Kalú y comenzaron a retirar los gusanos muertos para limpiar la herida. Tres meses después Kalú sorprendió a sus cuidadores con una fuerza de voluntad increíble curación y demostrando todo el amor que tenía para dar.

Para los rescatistas su recuperación es una de las más impresionantes y milagrosas.

El video a continuación puede herir susceptibilidades.

Fuente