🌎 Actualidad

3 cosas que todo dueño de pit bull debe saber

El consultorio de la Dra. Kathryn Primm recibe muchos pitbull y perros similares. Son razas amables y estoicas, pero parcen estar predispuestos a muchos problemas que ya todos conocemos. Ciertas enfermedades suelen atacar a tipos específicos de canes más que a otros, fenómeno conocido como desórdenes asociados razas.

Cada tipo de perro tiene su lista particular, pero muchos de los problemas son comunes entre razas. Muy pocos son exclusivos afectan a una sola raza.

consejos_del_veterinario_3_cosas-01

Pero estos grupos particulares de enfermedades, según Primm, amenazan la salud de los pit bull en particular.

1. Enfermedades de la piel

Los pit bull y especies cruzadas con pit bull parecen estar expuestos a un riesgo elevado de sufrir demodecosis, término médico para la sarna causada por la proliferación del Demodex spp. mite. Estos pequeños ácaros normalmente se encuentran en la piel de los perros, pero en bajas cantidades. Sin embargo, cuando se reproducen excesivamente pueden causar pérdida de pelo y escozor.

Se cree que una disfunción inmune de ciertos perros permite que los ácaros sobrevivan y se reproduzcan, por lo que los perros afectados deben ser castrados o esterilizados para evitar que esta tendencia pase a su progenie. Tu veterinario puede ayudarte a diagnosticar la condición y recomendar un plan de acción personalizado para ti y tu perro.

La dermatitis atópica es una alergia a un elemento que se inhala, como pólen, moho o polvo. En mi consultorio, recibimos muchos pit bull que sufren de esta condición, que puede afectar a varios tipos de perro, entre ellos razas mixtas, siendo una de las enfermedades de la piel más comunes en existencia. Todo dueño debe estar alerta contra esta afección: se caracteriza por la comezón, tu perro se lamerá las patas e intentará rascarse o mordisquear su piel.

Los perros atópicos también pueden presentar pérdida de pelaje y mal olor en su piel. La condición no tiene cura, pero con la ayuda de tu veterinario podrás combatir los síntomas.

2. Problemas ortopédicos

Entre este tipo de afecciones destacan problemas en los huesos y articulaciones. Tanto displacia de cadera como osteoartritis son comunes en pit bulls y perros cruzados con pit bull. Los componentes de la articulación de la cadera pueden presentar deformidades, lo que causa inestabilidad en la cadera completa, que puede presentar anormalidades y la laxitud crónica produce un desgaste irregular, que a su vez genera osteoartritis.

Existe una furete correlación genética entre displasia de la cadera y la raza de un perro. Las consecuencias de esta afección pueden ser manejadas, pero requerirán tratamiento de por vida. Necesitarás de la ayuda de tu veterinario para saber si esto será un problema para tu mascota.

La osteoartritis puede ocurrir con o sin displasia de cadera, comúnmente entre perros mayores. No achaques todos los males de tu perro a su edad, hay muchas cosas que puedes hacer para ayudarlo.

Resultado de imagen para PITBULL

3. Problemas de ansiedad

Se cree que, tal como los humanos, ciertos perros presentan una química cerebral que los hace propensos a sufrir desórdenes de ansiedad. Los pit bull parecen tener esta predisposición genética. De hecho, el miedo parece estar localizado en genes específicos en los animales; aunque también resulta interesante conocer que los factores ambientales juegan un papel importante en el desarrollo de ansiedad por separación en cualquier raza.

La falta de socialización durante los primeros meses de vida de un perro, además de la falta de ejercicio, también son factores de riesgo que pueden contribuir con la aparición del desorden.

Resultado de imagen para PITBULL

¿Qué puedes hacer?

Vigila a tu perro, observa si está perdiendo pelo o si se rasca más de lo normal para buscar ayuda antes de que sea tarde. Observa siempre a tu perro en movimiento, si notas cierto letargo o indisposición a moverse a la hora de levantarse tras estar acostado, menciónalo durante la consulta. Si tu perrito intenta aprender hábitos caninos y cómo ser un buen compañero, asegúrate de estar ahí durante sus momentos de exposición a los estímulos.

Tu mascota se beneficiará mucho de un poco de entrenamiento básico de obediencia; además, te dará un vínculo especial que lo hará tu socio, pues sabrás qué hacer para guiar su comportamiento y a su vez su confianza aumentará, pues aprenderá que siempre hay algo que puede hacer para complacerte y fortalecer el cariño mutuo.

Los pit bull tienen muchas cosas positivas que contrarrestan los asuntos de cuidado en cuanto a su salud. Si crees que tu perro puede verse afectado por uno de estos síntomas, tu veterinario te ayudará en lo que necesites.

¿Amas a los pit bull? ¡Yo también! No te pierdas la página en Facebook de la Dra. Kathryn Primm para aprender más sobre ellos y otros animales, pulsa aquí.

Fuente