Noticias

Los adorables perros de Chernóbyl marcados por el rechazo!

Drew Scanlon es el autor de un documental titulado ‘Puppies of Chernobyl’, en el que muestra la historia de muchos perros en la zona de exclusión de Chernóbil (Ucrania), la parte alrededor de la planta nuclear devastada, y donde el acceso es limitado.

Aunque olvidados por muchos, los perros fueron unos de los afectados por el desastre nuclear de Chernobyl en 1986, luego de que un sobrecalentamiento de un reactor provocó una explosión del hidrógeno acumulado.


El accidente, marcado en la historia mundial como uno de las peores catástrofes ambientales, dejó a muchos animales abandonados, cuyas descendencias aún vagan por los alrededores del área impactada por la radiación.

Con el video, Scanlon muestra la cruda realidad de estos canes: aunque despiertan compasión y ternura, las autoridades recomiendan no tocarlos, pues hay peligro de que tengan radioactividad en sus pelajes.

Las imágenes dejan ver a varios cachorros y perros adultos que corren por la zona. En su narración, el cineasta asegura que siente deseos de acariciar uno.

 

Mientras que nadie ha vivido dentro de la zona de exclusión de 30 kilómetros durante 31 años, unas 3.500 personas se desplazan diariamente a trabajar en la planta nuclear. Algunos de estos trabajadores alimentan a los perros y a menudo les permiten entrar a la planta durante el frío invierno de Ucrania, según apunta la ONG estadounidense Clean Futures Fund (CFF).

La fundación Clean Futures, que se dedica a ayudar a las comunidades afectadas por accidentes industriales, lanzó un plan de 5 años para esterilizar tanto a los perros como a los gatos que viven cerca a la planta nuclear devastada. Además, les brindará agua y comida, y dispuso una clínica veterinaria para atender a los animales.

Una ONG ha puesto en marcha una campaña para atender la salud de estos animales, que también han sido equipados con GPS y collares que monitorizan la radiación de la zona.

Fuente