Noticias

Subió un poodle callejero a su coche y esto fue lo qué pasó!

Hope for Paws recientemente recibió una llamada sobre un poodle severamente enmarañado viviendo en las calles de Los Ángeles. El perro, ahora conocido como Dolly, estaba absolutamente petrificado al contacto humano, acurrucado detrás de una caja eléctrica bajo el sol caliente con miedo. Cada vez que Elbad intentaba acercarse a ella comenzaba a ladrar y gruñir. Sus salvadores se sorprendieron al verla presa con una capa gruesa de pelo. Dolly está en camino de una nueva vida. Después de cortar el pelo y tomar un baño, pasó de marrón sucio a una rubia deslumbrante, liberando las pulgadas enredadas en el pelo. En el vídeo abajo, usted puede ver Dolly feliz y sano, recibiendo amor.

Por favor COMPARTIR este vídeo y ayudarnos a aumentar la concienciación en todo el mundo sobre la adopción de animales.ESPAÑOL